jueves, 2 de enero de 2014

Leccion 2, Un Curso de Milagros

LECCIÓN 2


Le he dado a todo lo que veo en esta habitación [en esta calle, desde esta ventana, en este lugar] todo el significado que tiene para mí.

1. Los ejercicios que se deben llevar a cabo con esta idea son igua­les a los de la primera lección. 2Comienza con las cosas que estén cerca de ti, y aplica la idea a cualquier cosa en la que tu mirada se pose. 3Extiende luego tu campo visual. 4Gira la cabeza de modo que puedas incluir lo que se encuentre a ambos lados de ti. 5Si es posible, da la vuelta y aplica la idea a lo que se encuentre detrás de ti. 6Sé tan imparcial como puedas al seleccionar los objetos a los que vas a aplicar la idea; no te concentres en nada en particular, ni trates de incluir todo lo que veas en una zona determinada, ya que eso causaría tensión.
2. Echa simplemente una rápida mirada a tu alrededor, tratando de evitar la selección de objetos en función de su tamaño, brillan­tez, color o material, o de la relativa importancia que tengan para ti. 2El simple hecho de ver un objeto lo convierte en tu selección. 3Trata de aplicar la idea con la misma facilidad a un cuerpo que a un botón, a una mosca que a un piso, a un brazo que a una man­zana. 4El único criterio a seguir para aplicar la idea a algo es simplemente que tus ojos se hayan posado sobre ello. 5No trates de incluir nada en particular, pero asegúrate de no excluir nada deliberadamente.

Instrucciones para la práctica (Por Robert Perry y Ally Watson)

Ejercicio: Dos veces, preferentemente por la mañana y por la noche, de un minuto de duración.
   Las mismas instrucciones básicas de ayer, sólo que usando una nueva idea. Al seleccionar objetos para hoy, mira a un lado y al otro y detrás de ti.

Observaciones: Como en la lección anterior, ésta se centra en no hacer ninguna distinción en la selección de objetos. Los comentarios en el párrafo 2 sobre “evitar la selección de objetos en función de su tamaño, brillo, color, material o la importancia que tienen para ti” (2:1) son una breve referencia a la teoría del Curso de la atención selectiva. Según el Curso, somos muy selectivos en aquello a lo que atendemos. Prestamos atención a cosas que visualmente destacan y, por lo tanto, nos llaman la atención (M.8.1) y prestamos atención a cosas que valoramos (M.8.3:7). Fíjate en que estos dos factores –cosas que destacan a la vista y cosas que valoramos) están incluidas en la frase que acabo de citar. Esto conlleva que se nos pide que practiquemos la lección sin nuestra costumbre de atención selectiva, porque esa costumbre da por sentado que las diferentes cosas en nuestro campo visual son verdaderamente diferentes, y esta lección trata de enseñarnos que no lo son.

Comentario

El significado de la lección de ayer está ahora un poco más claro: “Nada de lo que veo… significa nada puede entenderse  que dice: “Le he dado a todo lo que veo… todo el significado que tiene para mí” o lo que es lo mismo: no hay significado de por sí en nada de lo que veo.

La primera vez que practiqué la Lección 1, recuerdo que el primer objeto sobre el que se posaron  mis ojos fue una excelente fotografía reciente de mis dos hijos. Al principio mi mente protestó al decir: “Esa fotografía no significa nada”, porque ciertamente significaba algo para mí. Pero a la mañana siguiente, con la Lección 2, empecé a entender lo que la lección intentaba enseñar. La foto, por sí misma, no tiene ningún significado en  absoluto. Para la mayoría de las personas del mundo no significaría nada, pero para mí significaba algo porque yo le había dado el significado que tenía para mí.

Cuando empezamos a darnos cuenta de que nuestra percepción está formada por nuestras mentes, y no al contrario, puede ser una revelación sorprendente. Si esta lección te parece sin importancia o si te parece muy clara, la próxima vez intenta al aplicarla incluir en “todo lo que veo” a alguien que en tu percepción te está traicionando o mintiendo o abandonándote, intenta decirte a ti mismo que tú le has dado a la situación todo su significado. ¡No es tan poca cosa!

9 comentarios:

  1. Comenzando de nuevo.eso si,con un poco mas de claridad gracias

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo también, voy por la segunda, pero es diferente. Estoy emocionada.

      Eliminar
  2. segunda lección, nada de lo que veo en esta habitación tiene sentido... nada de lo que veo en esta habitación tiene el significado para mi ... le he dado a todo lo que veo en esta habitación, (en esta calle, desde esta ventana, en este lugar) todo el significado que tiene para mí. Le he dado a este letrero todo el significado que tiene para mí. Le he dado a ese barco todo el significado que tiene para mí. Le he dado a ese teléfono todo el significado que tiene para mi, le he dado a ese cuerpo todo el significado que tiene para mi, le he dado a ese perchero todo el significado que tiene para mi, le he dado a ese cartel todo el sigmificado que tiene para mí, le he dado a esa alfombra todo el significado que tiene para mí, le he dado a esa planta todo el significado que tiene para mí, le he dado a esa banana todo el significado que tiene para mi. Le he dado a esa leche todo el significado que tiene para mi.

    ResponderEliminar
  3. Gracias, me sirve de mucho lo ultimo que dijiste.

    ResponderEliminar